Viernes 28 de Enero de 2022

BUENOS AIRES

15 de enero de 2022

La temperatura se mantiene en torno a los 30 grados y casi 45 mil usuarios siguen sin luz en el AMBA

Durante las primeras horas del sábado, el sistema muestra un corte importante sobre todo en el sur de la Capital Federal y la provincia de Buenos Aires. La temperatura máxima superó los 41°5 el viernes y aún se mantiene elevada. Protestas y cortes de calle

Cerca de más de 50 mil usuarios de la ciudad de Buenos Aires y del conurbano bonaerense sufrían este sábado por la mañana cortes de luz luego de un viernes de calor agobiante que tuvo, en su peor momento, temperaturas superiores a los 41°. En las primeras horas del fin de semana, la temperatura sigue en niveles altos y dificulta el descanso de muchas personas.

Cerca de las 8, el Ente Nacional de Regulación de la Electricidad (ENRE), registraba 33.838 usuarios del área de Edesur sin luz y 10.886 domicilios de Edenor sin suministro. En un momento, como pasó durante toda la semana, la web del organismo a cargo de garantizar un servicio eléctrico adecuado empezó, también, a registrar fallas intermitentes.

Por la persistencia de los cortes se produjeron protestas y manifestaciones de los afectados durante varias horas. De hecho, un caos de tránsito se registró hasta bien entrada la noche sobre la avenida General Paz, a la altura del barrio porteño de Mataderos, donde vecinos realizaron un corte parcial que terminó pasadas las 22.30.

El pico de consumo

Antes de eso, la red eléctrica argentina volvió a sufrir fallas ante la exigencia de una demanda récord en medio de la ola de calor que afecta a distintas partes del país desde principios de esta semana. De hecho, pasadas las 14, los datos del Sistema Argentino de Interconexión (SADI) que publica Cammesa mostraron una caída en la demanda y generación con foco en el Noreste del país. El Área Metropolitana de Buenos Aires también fue afectada.

La falla es la segunda de relevancia en este viernes de extremo calor. Temprano por la mañana, 150.000 usuarios del norte de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y localides vecinas del Gran Buenos Aires se quedaron sin servicio durante aproximadamente una hora cuando falló una subestación de distribución que rápidamente fue compensada al redirigir la carga a través de otras instalaciones vecinas.

En un comunicado, el Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) informó que “a las 14:13 se produjo la salida de servicio de la línea de Alta Tensión 64 de 220 kV Ezeiza - Zappalorto lo repercutiendo en la Línea de Alta Tensión 640 de 132 kV Zappalorto – Merlo, causando una disminución en la demanda de 850 MW en el área oeste del GBA, dejando sin servicio aproximadamente a unos 300.000 usuarios y usuarias de Edenor”. El desperfecto fue solucionado una hora más tarde.

De todos modos, a las 18.15 horas, las páginas del ENRE informaba más de 75 mil usuarios sin servicio en las áreas de concesión de Edenor (15.831) y Edesur (61.278).

El mapa del ENRE detallaba problemas en barrios porteños como Caballito, Liniers, Mataderos, Parque Patricios, San Cristóbal, Villa General Mitre, Barracas, Constitución, Flores, Parque Chacabuco, Retiro, Villa Lugano, Villa Riachuelo, Nueva Pompeya, Villa Crespo, Villa del Parque, Parque Avellaneda y Villa Santa Rita.

En el Gran Buenos Aires, Escobar es uno de los partidos más afectados. Canning y San Vicente se destacaban además por la cantidad de interrupciones al servicio. También hay cortes en las localidades de La Matanza, Marcos Paz, Merlo, Tigre, Ituzaingó, Moreno, Morón, San Isidro, San Miguel, Vicente López, Almirante Brown, Avellaneda, Ezeiza, Lomas de Zamora, Quilmes, Esteban Echeverría, Lanús, Temperley, San Miguel, 3 de Febrero, General San Martín, Hurlingham, Pilar, San Fernando y Presidente Perón.

 

A las 14.12 los datos de Cammesa mostraban que la demanda eléctrica al Sistema Argentino de Interconexión (SADI) alcanzaba los 28.197 MW, un nuevo récord histórico. El récord anterior duró poco: fue el día previo, jueves 13 de enero, cuando a las 15.14 se había alcanzado un pico de 27.550 MW.

Monitoreo oficial

Los integrantes del SINAGIR (Sistema Nacional para la Gestión Integral del Riesgo) se reunieron nuevamente este mediodía para evaluar la respuesta del sistema eléctrico. También los incendios y la sequía que afectan a gran parte de la Argentina entrarán en la agenda del organismo que también tiene como cabeza visible a Aníbal Fernández.

“Entre las 13 y las 16 se espera el pico de este viernes”, dijeron voceros del SINAGIR. Aunque las alertas se extenderán al menos hasta este sábado donde las temperaturas seguirán alrededor de los 38 grados en el AMBA. Durante el fin de semana se aguardan, según el Servicio Meteorológico Nacional, lluvias y tormentas que harán disminuir las altas temperaturas. Buscan evitar los problemas del martes 11 de enero, cuando con la temperatura en 41 grados, un gran corte dejó sin servicio de luz a 700 mil usuarios.

Importaron energía de Brasil

A las 12.41 del viernes la Argentina empezó a importar energía eléctrica desde Brasil para cubrir el pico de demanda en medio de una ola de calor que se extendió toda esta semana. El sistema de intercambio, pensado para compensar faltantes de energía, se puso en funcionamiento poco antes de que la demanda de electricidad alcanzara un nuevo récord histórico según datos de Cammesa.

Según informaron fuentes de la Secretaría de Energía, poco antes de las 13 la Argentina empezó a importar energía brasileña. Tal como detallaron desde la dependencia que conduce Darío Martínez, en ese momento el intercambio era de 490 MW aproximadamente.

 



COMPARTIR:

Comentarios